Polanski, el nuevo maestro del suspenso

Mi encuentro con Polanski

De ancestros judíos, experimentó en carne propia los males de la Segunda Guerra Mundial ya que poco antes de comenzar el conflicto se mudó con sus padres de París a Polonia, creyendo que allí estarían más seguros. Ésta  se convirtió en la primera, de muchas, desgracias de su vida. Durante la guerra perdió a su madre —católica “clasificada racialmente” como judía por parte de padre— en los campos de concentración. Su padre estuvo también recluido dos años en uno.

Después de la guerra, siendo muy joven, empezó a interesarse por el mundo del cine comenzando sus estudios en la Escuela de Cine de Łódź.

Su primer cortometraje lo realizó a los 21 años. En 1961 rodó su primer largometraje en Polonia: El cuchillo en el agua con el que consiguió una nominación a la mejor película extranjera en los Óscar de 1963. La película ya mostraba algunas de las características de sus siguientes producciones.

Gracias al reconocimiento cosechado con El cuchillo en el agua, Polanski rodó Repulsión (1965). Esta película significó su primera gran producción en el Reino Unido, con Catherine Deneuve como estrella principal y con un argumento de thriller psicológico que le valió varios premios, incluido el Oso de Plata en el festival de Berlín de ese año.

En 1966 filmó Cul-de-sac, de nuevo en Reino Unido, con Donald Pleasence como protagonista, en la que aparte del ambiente claustrofóbico tan característico del autor, deja ver atisbos de un humor negro muy particular que acompañará algunas de sus mejores películas. Cul-de-sac obtuvo el Oso de Oro en el festival de Berlín, así como muchos otros premios.

En 1967 Polanski dio el gran salto a los Estados Unidos con el rodaje de El baile de los vampiros, primer filme que rodó en color. Este film, una parodia de las películas de vampiros de la época, le permitió mostrar sus dotes interpretativas y lo consagró en el mercado norteamericano. Antes y durante el rodaje comenzó una relación amorosa con la bella actriz Sharon Tate, de 23 años con la que se casó en enero de 1968. La película fue destrozada literalmente debido a la excesiva censura de la época y sólo pudo ser vista de manera íntegra tiempo después.

En 1968, Polanski rodó en EE.UU. una de sus películas más emblemáticas y polémicas: El bebé de Rosemary Interpretada por la actriz Mia Farrow. La película obtuvo numerosos premios (entre ellos varias nominaciones al Óscar), logró el éxito internacional y tuvo gran repercusión. Cabe destacar que Polanski tenía en mente utilizar para el papel protagonista a su mujer, Sharon. Sin embargo, al no decir los productores nada al respecto Roman desechó la idea. Polanski, de 35 años, se encontraba en la mejor etapa de su vida, como reconoció él mismo.

En 1969 su mujer, la actriz Sharon Tate, que se encontraba embarazada de ocho meses, fue una de las víctimas de la masacre que la banda de Charles Manson realizó. Los sucesos tuvieron lugar mientras Polanski se encontraba en Londres preparando otro largometraje, que jamás terminó.

Tras un período de inactividad regresó al cine en 1971 con Macbeth, en una personal adaptación de la obra de Shakespeare. La película fue el primer fracaso comercial de Polanski, aunque en Inglaterra funcionó bien. Destaca en la película la matanza realizada por el protagonista sobre los escoltas del Rey que hace alusión a los asesinatos de su esposa y amigos.

En 1973 viajó a Italia para rodar “¿Qué?”, una comedia disparatada con Sydne Rome y Marcello Mastroianni que recordaba por momentos a Alicia en el país de las maravillas y que contiene alguno de los momentos más divertidos de su filmografía.

En 1974 Polanski volvió por la puerta grande, al rodar Chinatown, una película inspirada en los clásicos del cine negro, con las apariciones estelares de Jack Nicholson, Faye Dunaway y John Huston. La película fue un éxito mundial y lograría 11 nominaciones a los Óscar, de los que obtendría tan sólo uno, así como otros numerosos premios.

En 1975 viajó a Francia, donde, apoyado de nuevo por las multinacionales, comienza el rodaje de The Tenant, un “thriller” psicológico que quizá sea la obra cumbre del director polaco y en el que él mismo actúa como protagonista. Se estrenó en 1976, fracasó en el festival de Cannes y recibió malísimas críticas. Fue un tremendo fiasco comercial y, curiosamente, hoy en día se ha convertido en el largometraje favorito de muchos de sus seguidores, ya que es uno de los trabajos más personales de Polanski y, a la vez, más retorcido, mezclando de forma magistral terror con humor negro.

En 1977 Polanski, de nuevo en USA, fue acusado de haber mantenido relaciones sexuales con una joven de trece años. El suceso ocurrió debido a que Polanski era el encargado de realizar unas fotos a la joven para una revista. Durante la realización de éstas ambos se encontraban en casa de Jack Nicholson, en un jacuzzi con alcohol y drogas. Abandonó el país mientras estaba en libertad bajo fianza y tras haber pasado unos meses en prisión en Chino (Los Ángeles), previendo una condena mayor. Nunca ha vuelto a pisar suelo estadounidense.

El 26 de septiembre de 2009, Polanski fue arrestado en el aeropuerto de Zúrich por las autoridades del país helvético, a petición de Estados Unidos por el caso abierto del año 1978 Fue liberado, por los suizos, recientemente.

En 1979, tras un intenso rodaje de más de año y medio en Francia, Polanski estrenó Tess, basada en la novela de época deThomas Hardy, con Nastassja Kinski como protagonista. Dedicó el filme a su fallecida esposa Sharon Tate (con un simple «To Sharon»), quien dio la novela a Polanski junto con otras pertenencias el último día que se vieron antes de que volviera la actriz a Los Ángeles. Tess fue uno de los mayores éxitos de su carrera, logrando varios Globos de Oro y estando nominada a 6 estatuillas en los Óscar, de las que conseguiría tres. Cabe destacar por el propio Polanski que con Tess lograría la cumbre de su carrera, si bien el propio director tenía pensado hacerla dándole el papel protagonista a la propia Sharon.

Reconocido como uno de los más grandes directores de la historia del cine, Polanski se tomó un descanso como director de cine durante varios años. En 1987 volvió al género de suspense con una producción estadounidense rodada en Francia: Frenético, junto a Harrison Ford y la que sería la futura esposa de Polanski en 1989, Emmanuelle Seigner, de 22 años. Frenético funcionó muy bien comercialmente y permitió al director adentrarse en temas aún más oscuros en cuanto a la relación de pareja en Lunas de hiel, su siguiente trabajo, de nuevo con Emmanuelle Seigner como protagonista junto a Peter Coyote y Hugh Grant. El filme se estrenó en 1992 y, sin llegar a estar considerada de lo mejor de la filmografía de Polanski, supera los trabajos del director en la década de los 80 y 90.

En 1993, con casi 60 años, nace su primera hija, Morgane, fruto de su matrimonio con Emmanuelle Seigner. En 1994 estrenó La muerte y la doncella (basado en el libro del mismo nombre de Ariel Dorfman) con Sigourney Weaver como protagonista. La cinta fue un éxito moderado tanto comercial como de crítica. En 1998 nace su segundo hijo, Elvis.

En 1999 Polanski rodó La novena puerta, en la que adaptó de forma original la novela de Arturo Pérez-Reverte El club Dumas y otorgó el papel protagonista a Johnny Depp. El filme, aunque fue un éxito comercial, se ganó el estatus de una de las peores películas de Polanski por parte de la crítica.

En 2002 recibió la Palma de Oro de la 55.ª edición del festival de Cannes, máximo galardón del certamen, por el filme El pianista, adaptación de las memorias de Władysław Szpilman, pianista judío polaco que sobrevivió a las masacres nazis gracias a la ayuda de un oficial alemán. En la 75 edición de los Óscar, El pianista recibió tres galardones; mejor actor (Adrien Brody), mejor guión original (Ronald Harwood) y mejor director para Polanski, que no asistió a la ceremonia por ser prófugo de la justicia estadounidense.

En 2005, Polanski estrenó Oliver Twist, una película con la que se identificaba. En febrero de 2009 Polanski inició en Berlín el rodaje de The Ghost writter con Las actuaciones de Ewan McGregor y Pierce Brosnan. Que le valió el premio al Mejor Director que en el Festival de Berlín de 2010

El 14 de julio de 2010 Polanski confirmó que llevaría al cine A un Dios salvaje, obra teatral de la escritora francesa de origen judío sefardí Yasmina Reza. Polanski y Reza escribieron juntos la primera versión del guión durante el arrestro domiciliario en Gastaad, Suiza.

Películas de Polanski que tenemos en CinEspera:

LA NOVENA PUERTA,  CUL-DE-SAC,   EL BEBE DE ROSEMARY,   EL PIANISTA,   MACBETH, EL INQUILINO,  CHINATOWN,  REPULSIÓN OLIVER TWIST,  TESS,  EL CUCHILLO EN EL AGUA,  BITTER MOON ,       DEATH AND THE MAIDEN,  FRENETICO,  WHAT?, THE GHOST WRITER

  1. Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: